¿Alguna vez has estado enamorado?

¿Horrible no? Te hace tan vulnerable. Te abre el pecho y deja expuesto tu corazón para que alguien pueda entrar dentro de ti y destrozarte. Tu construyes toda esa armadura, durante años,  para que nada pueda herirte, entonces, una persona estúpida, sin diferencia de cualquier otra persona estúpida, se mete en tu estúpida vida, tu les das un pedazo de ti, ellos ni siquiera te lo piden.

Un día hacen algo tonto, como darte un beso o sonreirte, y entonces tu vida ya no vuelve a ser tuya nunca más. El amor te toma de rehén, se mete dentro de ti, te devora completamente y te deja llorando en la oscuridad. Entonces, una simple frase, cómo “quizás podamos ser sólo amigos” se vuelve vidrio pulverizado corriendo directo a tu corazón…
Duele…
No sólo imaginariamente, no sólo en tu mente…
Es un dolor del alma, un dolor real que se mete dentro y te destroza en pedazos.
Nada debería ser capaz de causarte esto.
Especialmente no el amor.
Odio el amor…

Imágenes: Rose Walker
Fuente: Cita del personaje Rose Walker en The Sandman #65 – Neil Gaiman

Anuncios